Ciencia que estudia los comportamientos humanos

Economía del comportamiento

En Estudiar el comportamiento humano, Helen E. Longino se adentra en las complejidades de la investigación sobre el comportamiento humano, un ámbito aún dominado por el viejo debate de «naturaleza frente a crianza». En lugar de apoyar a uno u otro bando o de intentar sustituir esa dicotomía por un marco diferente para entender el comportamiento, Longino se centra en la forma en que los científicos lo estudian, concretamente el comportamiento sexual y la agresión, y se pregunta qué se puede saber sobre el comportamiento humano a través de la investigación empírica.

Disecciona cinco enfoques del estudio del comportamiento -la genética cuantitativa del comportamiento, la genética molecular del comportamiento, la psicología del desarrollo, la neurofisiología y la anatomía, y los métodos sociales/ambientales- destacando los supuestos subyacentes de estas disciplinas, así como las diferentes cuestiones y mecanismos que cada una aborda. También analiza los esfuerzos por integrar los distintos enfoques. Longino concluye que no existe un único enfoque «correcto», sino que cada uno de ellos contribuye a nuestra comprensión general del comportamiento humano. Además, Longino reflexiona sobre la recepción y transmisión de esta investigación conductual en los ámbitos científico, social, clínico y político. Un estudio altamente significativo e innovador que aborda cuestiones científicas cruciales, Estudiar el comportamiento humano será una lectura esencial no sólo para los científicos y filósofos, sino también para los periodistas científicos y cualquier persona interesada en los apasionantes desafíos de la comprensión del comportamiento humano.

Ciencia del comportamiento

Las ciencias del comportamiento exploran los procesos cognitivos dentro de los organismos y las interacciones conductuales entre ellos en el mundo natural. Implican el análisis y la investigación sistemáticos del comportamiento humano y animal mediante la observación naturalista, la experimentación científica controlada y la modelización matemática. Intenta llegar a conclusiones legítimas y objetivas a través de formulaciones y observaciones rigurosas[1]. Entre los ejemplos de ciencias del comportamiento se encuentran la psicología, la psicobiología, la antropología y la ciencia cognitiva. En general, las ciencias del comportamiento han mostrado principalmente cómo la acción humana a menudo busca generalizar sobre el comportamiento humano en relación con la sociedad y su impacto en la sociedad en su conjunto[2].

Las ciencias del procesamiento de la información se ocupan del procesamiento de la información de los estímulos del entorno social por parte de las entidades cognitivas con el fin de participar en la toma de decisiones, el juicio social y la percepción social para el funcionamiento individual y la supervivencia del organismo en un entorno social. Entre ellas se encuentran la psicología, la ciencia cognitiva, el análisis del comportamiento, la psicobiología, las redes neuronales, la cognición social, la psicología social, las redes semánticas, la etología y la neurociencia social[3].

El estudio del comportamiento humano se denomina

El contenido de Verywell Mind es revisado rigurosamente por un equipo de verificadores de hechos cualificados y experimentados. Los verificadores de hechos revisan los artículos para comprobar su exactitud, relevancia y actualidad. Nos basamos en las fuentes más actuales y reputadas, que se citan en el texto y se enumeran al final de cada artículo. El contenido se comprueba después de ser editado y antes de su publicación. Más información.

Un psicólogo es alguien que estudia la mente y el comportamiento. Aunque la gente suele pensar en la terapia de conversación cuando oye la palabra psicólogo, esta profesión abarca en realidad una amplia gama de áreas de especialización, que incluyen cosas como la investigación con animales y el comportamiento organizativo.

Los requisitos de formación y educación varían considerablemente según el área de especialidad. Los psicólogos industriales-organizativos necesitan al menos un máster en psicología experimental o industrial-organizativa. Los psicólogos clínicos necesitan un doctorado en psicología clínica junto con unas prácticas y uno o dos años de experiencia clínica supervisada.

Factor de impacto de las ciencias del comportamiento

A pesar de las diferencias en sus intereses, áreas de estudio y enfoques, todos los psicólogos tienen algo en común: se basan en métodos científicos. Los psicólogos investigadores utilizan métodos científicos para crear nuevos conocimientos sobre las causas del comportamiento, mientras que los psicólogos profesionales, como los psicólogos clínicos, de orientación, industriales y organizativos, y escolares, utilizan la investigación existente para mejorar la vida cotidiana de los demás. La ciencia de la psicología es importante tanto para los investigadores como para los profesionales.

En cierto sentido, todos los seres humanos somos científicos. A todos nos interesa hacer y responder preguntas sobre nuestro mundo. Queremos saber por qué ocurren las cosas, cuándo y si es probable que vuelvan a ocurrir, y cómo reproducirlas o cambiarlas. Estos conocimientos nos permiten predecir nuestro propio comportamiento y el de los demás. Incluso podemos recopilar datos (es decir, cualquier información recogida a través de la observación o la medición formal) para ayudarnos en esta empresa. Se ha afirmado que las personas son «científicos cotidianos» que realizan proyectos de investigación para responder a preguntas sobre el comportamiento (Nisbett y Ross, 1980).  Cuando tenemos un mal resultado en un examen importante, tratamos de entender qué es lo que ha hecho que no recordemos o entendamos el material y qué podría ayudarnos a hacerlo mejor la próxima vez. Cuando nuestros buenos amigos Monisha y Charlie rompen, a pesar de que parecían tener una relación hecha en el cielo, intentamos determinar qué ha pasado. Cuando contemplamos el aumento de los actos terroristas en todo el mundo, intentamos investigar las causas de este problema observando a los propios terroristas, la situación que les rodea y las respuestas de los demás a ellos.