Ciencia que estudia la preparación de medicamentos

Отзиви

Undruggable es una serie de podcasts de 5 partes. Escuche cómo la actual ola de descubrimientos, liderada por los nuevos tipos de medicamentos multiespecíficos, tiene el potencial de alterar radicalmente nuestro concepto de cómo pueden funcionar los fármacos y allanar el camino hacia nuevas soluciones.

El Consejo Consultivo Científico proporciona una revisión científica externa de las actividades de I+D y asiste a la dirección en su responsabilidad de emitir juicios científicos importantes relacionados con las actividades y la cartera de I+D.

Uno de los pasos más importantes en el largo y cuidadoso proceso de desarrollo de nuevas terapias son los ensayos clínicos, en los que las personas se presentan voluntarias para recibir un nuevo fármaco o procedimiento experimental y ser observadas por sus efectos.

Medicación

La biomedicina, a veces ciencia biomédica (o “BioMed”), es un campo académico dedicado al avance de la medicina humana. Se trata de una disciplina muy diversa, que ofrece a los estudiantes la oportunidad de explorar las ciencias biológicas y de trabajar en una carrera que puede marcar una diferencia real en el mundo.

La amplitud de esta disciplina da a los graduados muchas oportunidades de especializarse ya durante sus estudios, y por tanto ofrece muchas opciones profesionales. Es una disciplina muy “del mundo real”. Los científicos biomédicos aparecen regularmente en los titulares con los avances en sus campos, con resultados que puedes ver de primera mano. Como científico biomédico, puedes cultivar embriones para la fecundación in vitro, imprimir un corazón en 3D o encontrar un nuevo medicamento para combatir el cáncer. La biomedicina es el campo en el que confluyen la biología, la química y el cambio del mundo.

“Biomedicina” y “Ciencias Biomédicas” suelen referirse a lo mismo. Los programas de grado pueden llamarse de una forma u otra, pero esto se debe principalmente a la forma en que la universidad quiere presentar su plan de estudios a estudiantes como tú. Para estar seguro del contenido del curso, comprueba la lista de módulos obligatorios y optativos de un programa.

Historia de la farmacia

La farmacia es la ciencia clínica de la salud que une la ciencia médica con la química y se encarga del descubrimiento, la producción, la eliminación, el uso seguro y eficaz y el control de los medicamentos y las drogas. La práctica de la farmacia requiere un excelente conocimiento de los fármacos, su mecanismo de acción, efectos secundarios, interacciones, movilidad y toxicidad. Al mismo tiempo, requiere conocimientos sobre el tratamiento y la comprensión del proceso patológico. Algunas especialidades de los farmacéuticos, como la de los farmacéuticos clínicos, requieren otras habilidades, por ejemplo, conocimientos sobre la adquisición y evaluación de datos físicos y de laboratorio[1].

El ámbito de la práctica farmacéutica incluye funciones más tradicionales, como la composición y la dispensación de medicamentos, y también incluye servicios más modernos relacionados con la atención sanitaria, como los servicios clínicos, la revisión de los medicamentos para comprobar su seguridad y eficacia, y el suministro de información sobre medicamentos. Los farmacéuticos, por tanto, son los expertos en terapia farmacológica y son los principales profesionales sanitarios que optimizan el uso de los medicamentos en beneficio de los pacientes.

Farmacodinámica

La farmacología es una rama de la medicina, la biología y las ciencias farmacéuticas que se ocupa de la acción de los fármacos o medicamentos,[1] en la que un fármaco puede definirse como cualquier molécula artificial, natural o endógena (del interior del cuerpo) que ejerce un efecto bioquímico o fisiológico sobre la célula, el tejido, el órgano o el organismo (a veces se utiliza la palabra farmacónomo como término para englobar estas especies bioactivas endógenas y exógenas). Más concretamente, es el estudio de las interacciones que se producen entre un organismo vivo y las sustancias químicas que afectan al funcionamiento bioquímico normal o anormal. Si las sustancias tienen propiedades medicinales, se consideran productos farmacéuticos.

La farmacología no es sinónimo de farmacia y ambos términos se confunden con frecuencia. La farmacología, una ciencia biomédica, se ocupa de la investigación, el descubrimiento y la caracterización de sustancias químicas que muestran efectos biológicos y la elucidación de la función celular y del organismo en relación con estas sustancias químicas. En cambio, la farmacia, una profesión de los servicios de salud, se ocupa de la aplicación de los principios aprendidos de la farmacología en sus entornos clínicos; ya sea en un papel de dispensación o de atención clínica. En cualquiera de los campos, el principal contraste entre ambos es la distinción entre la atención directa al paciente, la práctica farmacéutica, y el campo de la investigación orientada a la ciencia, impulsada por la farmacología.