Ciencia que estudia el cuerpo

Anatomía humana

La anatomía es el conocimiento de la estructura del cuerpo de los animales y las personas. Incluye información sobre los vasos sanguíneos, los órganos, el esqueleto y los nervios. Pero, ¿te has preguntado alguna vez de dónde procede la información anatómica que aparece en los libros y sitios web de ciencias? ¿Cuándo comenzó nuestra fascinación por el cuerpo y por qué se sigue estudiando ahora? ¿Quién enseña el cuerpo a los médicos, enfermeros, veterinarios y otros profesionales de la salud? ¿Cómo ha inspirado la anatomía al arte y viceversa? Este artículo examina el asombroso mundo de la anatomía: qué es la anatomía, por qué es necesaria, por qué es importante, quién estudia, enseña e investiga la anatomía y qué depara el futuro a esta fascinante ciencia.

La anatomía es el estudio de la estructura del cuerpo. Es una rama de la ciencia que investiga los órganos, huesos, estructuras y células que existen en los animales y en las personas. Existe una disciplina científica relacionada llamada fisiología , que nos ayuda a entender las funciones de las distintas partes del cuerpo, pero entender la anatomía es esencial para la fisiología.

Anatomía

La fisiología es una disciplina científica experimental y tiene una importancia fundamental en la medicina y las ciencias de la salud relacionadas. Proporciona un conocimiento profundo del funcionamiento normal del cuerpo, lo que permite un tratamiento más eficaz de los estados anormales o de enfermedad.

Utilizamos métodos didácticos innovadores para mejorar nuestra enseñanza. Las prácticas se llevan a cabo en modernos laboratorios bien equipados e incorporan un entorno de aprendizaje en línea recientemente desarrollado, eBiolabs, y simuladores de pacientes humanos de última generación.

La fisiología es el estudio de la función animal (incluida la humana) y puede investigarse a nivel de células, tejidos, sistemas de órganos y el cuerpo entero. El objetivo subyacente es explicar los mecanismos fundamentales que operan en un organismo vivo y cómo interactúan.

Además de satisfacer una curiosidad natural sobre el funcionamiento de los animales y los seres humanos, el estudio de la fisiología tiene una importancia fundamental en la medicina y las ciencias de la salud relacionadas, ya que sustenta los avances en nuestra comprensión de las enfermedades y nuestra capacidad para tratarlas con mayor eficacia. También es importante desde el punto de vista psicológico y filosófico, ya que nos ayuda a comprender el sistema nervioso, a través del cual se obtiene la experiencia subjetiva y se controlan el comportamiento y el aprendizaje.

Fisiología humana

Según H.H. Mitchell, Journal of Biological Chemistry 158, el cerebro y el corazón están compuestos por un 73% de agua, y los pulmones por un 83%. La piel contiene un 64% de agua, los músculos y los riñones un 79%, e incluso los huesos son acuosos: un 31%.

El ser humano debe consumir cada día una determinada cantidad de agua para sobrevivir. Por supuesto, esto varía según la edad y el sexo, y también según el lugar donde se viva. Por lo general, un hombre adulto necesita unos 3 litros al día, mientras que una mujer adulta necesita unos 2,2 litros al día. Toda el agua que necesita una persona no tiene por qué provenir de la ingesta de líquidos, ya que parte de esta agua está contenida en los alimentos que ingerimos.

Según el Dr. Jeffrey Utz, neurocientífico y pediatra de la Universidad de Allegheny, cada persona tiene un porcentaje diferente de agua en su cuerpo. Los bebés son los que más tienen, ya que nacen con un 78% aproximadamente. Al año de edad, esa cantidad se reduce a cerca del 65%. En los hombres adultos, alrededor del 60% de su cuerpo es agua. Sin embargo, el tejido graso no tiene tanta agua como el tejido magro. En las mujeres adultas, la grasa constituye una mayor parte del cuerpo que en los hombres, por lo que tienen alrededor del 55% de su cuerpo formado por agua. Por lo tanto:

Ciencia que estudia el cuerpo 2022

La anatomía humana (ana- = “arriba”, tome = “cortar”) suele definirse como el estudio de las estructuras del cuerpo humano. La anatomía se centra en la descripción de la forma, o en el aspecto de las estructuras corporales a diferentes niveles. La anatomía gruesa estudia las estructuras macroscópicas (por ejemplo, el cuerpo, los órganos y los sistemas de órganos), y la histología estudia las estructuras microscópicas (por ejemplo, los tejidos, las células y los orgánulos).

La fisiología humana (physio = “naturaleza”; -logy = “estudio”) estudia la “naturaleza” del cuerpo humano, naturaleza en el sentido de cómo funcionan las estructuras a diferentes niveles. La fisiología se centra en la función, es decir, en el funcionamiento de las estructuras a diferentes niveles.

La anatomía y la fisiología están íntimamente relacionadas. Una mano es capaz de agarrar cosas (función) porque la longitud, la forma y la movilidad de los dedos (forma) determinan qué cosas puede agarrar una mano (función). Un músculo se contrae y une los huesos (función) debido a la disposición de los músculos y los huesos, y la disposición de los orgánulos dentro de las células musculares (forma) determina cuánto y durante cuánto tiempo puede contraerse un músculo (función).