Cafes en madrid para estudiar

Lugares para estudiar en Madrid

Es verano en Madrid, lo que significa dos cosas: ¡hace un calor ridículo y la ciudad está repleta de cosas que ver y hacer! Aquí en Madrid, el verano se vive en las calles. Sin embargo, si eres un estudiante de nuestra escuela don Quijote, también significa que tienes que dedicar algo de tiempo a estudiar. Aunque estudiar español es estupendo, entendemos los retos a los que se enfrentan los estudiantes durante los meses de verano… Quizás tus planes de estudio de fin de semana se fueron por la ventana con esas entradas de última hora para ese festival de música. O tal vez estés deseando terminar de estudiar pronto para poder coger un sitio en ese nuevo bar de moda en la azotea.    O déjanos adivinar: tu apartamento no tiene aire acondicionado, por lo que tu intento de estudiar en casa se parece más a una sesión de Bikram yoga.

Entonces, ¿cómo maximizar tu productividad para poder salir y disfrutar de estos largos días de verano lo antes posible? Un buen punto de partida es encontrar un buen espacio de trabajo que se adapte a ti. Echa un vistazo a algunos de estos lugares que hacen que estudiar en verano en Madrid sea fresco, fácil y agradable.

Campus de Google en Madrid

Hay muchos lugares para estudiar en la ciudad, incluyendo los numerosos parques (una opción encantadora en verano), así como cafeterías, bares y bibliotecas, algunas de las cuales están abiertas hasta altas horas de la mañana para esas largas sesiones de revisión.

Nuestra escuela también tiene su propia biblioteca (llamada «La Biblioteca») que está abierta todos los días de la semana para los estudiantes. Sus amplios ventanales con vistas a la encantadora ciudad, junto con sus cómodos sofás, las elegantes plantas y la iluminación natural, constituyen el entorno de trabajo ideal. Tener la biblioteca en la escuela, no sólo significa que no tienes que viajar lejos de la clase si quieres trabajar antes de tus clases, sino que es el mejor lugar para completar tus tareas después de la clase, mientras todavía estás en la zona y el «modo» español.

La biblioteca en sí tiene muchos libros que los estudiantes pueden llevarse a casa en préstamo (10 euros por libro) que se reembolsarán una vez devuelto el libro. Hay libros no sólo centrados en el aprendizaje de la lengua con ejercicios de gramática y vocabulario español, sino también sobre el arte español, la gastronomía y la historia de España, así como literatura y novelas españolas. Leer en español es una forma estupenda y divertida de mejorar tus capacidades lingüísticas y ampliar tu vocabulario, así que ¿por qué no sacas un libro hoy mismo y empiezas a avanzar en tu español?

Bibliotecas para estudiar en Madrid

MADRID alberga cientos de cafeterías, pero para los que nos gusta pasar las horas enchufados mientras nos llenamos de café, hay algunos lugares únicos por la ciudad que acogen a autónomos, estudiantes y a cualquiera que busque un espacio productivo.

Entrar en el Café de la Luz es como entrar en un acogedor salón. Es un lugar tranquilo para trabajar, alejado del bullicio de la ciudad, pero todavía céntrico. Puedes sentarte en una pequeña mesa o en uno de los cómodos sillones, y su carta tiene una larga lista de opciones para elegir: sólo los cafés y tés ocupan una página entera. Los lugareños están encantados con el mini-brunch que se sirve hasta las 3 de la tarde.

A poca distancia de La Bicicleta, Lolina se encuentra en una esquina de la calle Espíritu Santo. Tiene un ambiente vintage muy bonito y extravagante: colores brillantes, papel pintado de moda y melodías retro. Por la noche es más bien un bar de cócteles, pero durante el día es habitual ver a gente enchufada y trabajando. Sus desayunos cuestan a partir de 2,50 euros, y también tienen batidos sin lactosa y creativas combinaciones de perritos calientes.

Cafés para estudiar cerca de mí

Hay muchos lugares para estudiar en la ciudad, incluyendo los numerosos parques (una opción encantadora en verano), así como cafeterías, bares y bibliotecas, algunas de las cuales están abiertas hasta altas horas de la mañana para esas largas sesiones de revisión.

Nuestra escuela también tiene su propia biblioteca (llamada «La Biblioteca») que está abierta todos los días de la semana para los estudiantes. Sus amplios ventanales con vistas a la encantadora ciudad, junto con sus cómodos sofás, las elegantes plantas y la iluminación natural, constituyen el entorno de trabajo ideal. Tener la biblioteca en la escuela, no sólo significa que no tienes que viajar lejos de la clase si quieres trabajar antes de tus clases, sino que es el mejor lugar para completar tus tareas después de la clase, mientras todavía estás en la zona y el «modo» español.

La biblioteca en sí tiene muchos libros que los estudiantes pueden llevarse a casa en préstamo (10 euros por libro) que se reembolsarán una vez devuelto el libro. Hay libros no sólo centrados en el aprendizaje de la lengua con ejercicios de gramática y vocabulario español, sino también sobre el arte español, la gastronomía y la historia de España, así como literatura y novelas españolas. Leer en español es una forma estupenda y divertida de mejorar tus capacidades lingüísticas y ampliar tu vocabulario, así que ¿por qué no sacas un libro hoy mismo y empiezas a avanzar en tu español?